Inicio Actualidad Prepárese y cuide sus ojos para el eclipse anular de sol

Prepárese y cuide sus ojos para el eclipse anular de sol

1096
0

Este sábado 14 de octubre de octubre el país podrá presenciar el eclipse anular de sol. Durante este fenómeno, la luna cubrirá el centro del sol, creando un “anillo de fuego». Esta experiencia será única, ya que cuando la luna bloquee completamente al sol, se experimentarán minutos de oscuridad en pleno día, permitiendo que las estrellas se revelen en el firmamento.

Colombia ha sido testigo de eclipses en el pasado: en 1991 cuando la luna oscureció el cielo, eclipses parciales en 1998 y 2005 en la costa norte del país y el eclipse parcial de 2017 que fue visible en todo el territorio nacional. David Nicolás Castiblanco, coordinador de laboratorios de la Escuela de Ingeniería, Ciencia y Tecnología de la Universidad del Rosario, dijo que “el futuro nos reserva más fenómenos celestes: un eclipse total en el sur del país en 2028, uno en el norte en 2031 y otro eclipse total en Bogotá en 2038”.

Los eclipses solares, ya sean anulares o totales, siguen siendo importantes para comparar datos históricos y permiten revisar estudios de mecánica celeste. Para Raúl Joya, miembro de la Red Astronómica de Colombia, , “este es un fenómeno importante, pues se aprecian cosas curiosas como la comparación de los tamaños de nuestro satélite natural, la luna frente al disco solar de nuestro sol, el cual está 400 veces más lejos que ella.

“En esta ocasión nos daremos cuenta que con las distancias que conocemos de uno y otra, la luna se apreciará con un menor diámetro que el sol ya que no estará tan cerca de nosotros para que lo oculte totalmente y se dé un eclipse total”, explicó.

Para Karina Sepúlveda, profesora de astronomía de la Decanatura del Medio Universitario de la Universidad del Rosario, «este eclipse solar será visible en todo el territorio colombiano, pero su apariencia variará según la ubicación. En algunas ciudades, se verá como un eclipse anular, mientras que en otras partes será parcial».

Las ciudades donde se podrá observar el eclipse solar serán Nuquí, Buga, Buenaventura, Armenia, Cali, Neiva, San Vicente del Caguán y La Pedrera (Amazonas). Cuanto más al norte o al sur de la franja de anularidad se encuentren, menor será el porcentaje del Sol que la Luna cubrirá. Por ejemplo, en las regiones donde el eclipse será anular, la parcialidad alcanzará casi el 90%. En Bogotá, se experimentará una parcialidad del 88%.

Esta es una invitación especial para aquellos que se encuentren o se desplacen hacia la zona conocida como la anularidad, para que intenten observar el cambio en el porcentaje de iluminación en su entorno. Pueden verificar si disminuye con respecto al momento previo al inicio del eclipse hasta alcanzar su máximo. Luego, podrán presenciar cómo se revierte este proceso.

Según Raul Joya, “también podrán percatarse si, con el cambio de luminosidad, como en el caso de los eclipses totales de sol, la naturaleza reacciona: los pájaros y otras especies van a guardarse y buscar refugio o reposo.

“Generalmente se dan variaciones en la sensación térmica, pues en los momentos de la anularidad del sol no recibiremos el 100% de su energía. Finalmente, habrá que detallar la observación de la alineación con el filtro adecuado para poder ver el famoso anillo que se crea, pues es un fenómeno difícil de volver a ver”, anotó.

¡Cuidado con los ojos!

Comunicado de Prensa Dirección de Comunicaciones y Reputación Institucional
Karina Sepúlveda, profesora de astronomía de la Universidad del Rosario, advierte que durante un eclipse solar parcial o anular como este, no se puede mirar directamente al sol en ningún momento sin utilizar un filtro solar certificado. La única forma segura es a través de filtros solares especiales, como las gafas de eclipse o visores solares portátiles, que deben cumplir con la certificación internacional ISO 12312-2.

Alejandra de-la-Torre, oftalmóloga y profesora de la Escuela de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universidad del Rosario, afirmó que ver el anillo de luz directamente y sin la protección adecuada puede producir daños irreparables en la visión.

“El daño se produce debido a la gran sensibilidad que tienen las células de la retina a la luz, a los rayos ultravioleta e infra-rojos, que pueden producir una lesión fotoquímica o daño molecular por oxidación de proteínas y ácidos nucléicos a los receptores de la retina y al epitelio pigmentado, además de fototérmica al aumentar 4 grados la temperatura en la retina”, explicó.

“Estas células se denominan fotorreceptores y los que se encuentran principalmente en la parte central de la retina son muy sensibles a los rayos luminosos. La retina es una capa interna del ojo de tejido sensible a la luz que se encuentra en la parte posterior globo ocular, y que convierte las imágenes en señales eléctricas y las envía por el nervio óptico al cerebro”, agregó la oftalmóloga.

“La parte central de la retina, denominada mácula, es la encargada de la visión fina, de detalles y de colores. La parte central de la mácula, llamada fóvea, es la que proporciona la mejor y más detallada visión. Por esto, el daño en la parte central de la mácula produce ceguera central, que es el daño del campo visual central, de colores, y de detalles”, explicó
La oftalmóloga y profesora de la Universidad del Rosario hizo una invitación a cuidar los ojos durante el eclipse y a usar la protección adecuada para observar este fenómeno natural sin arriesgar la visión por un momento de curiosidad.

Consejos para cuidar los ojos y el uso adecuado de los filtros, gafas y visores
– Por ningún motivo observar el eclipse directamente sin la protección adecuada.

– Antes y después de cada observación solar, verificar el estado del filtro. Si está dañado o deteriorado, deséchelo de inmediato.

– Cubrir los ojos antes y después de mirar al sol con las gafas y no retirarlas durante la observación.

– Si usa gafas formuladas, es importante colocar el filtro delante de ellas.

– No mirar el sol a través de ningún instrumento óptico sin el filtro adecuado, como cámaras, telescopios o binoculares.

– En caso de no contar con filtros, gafas o visores certificados, puede observar el eclipse solar de manera indirecta a través de un proyector estenopeico.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí