Inicio Cronica Fenómenos paranormales, inquietan a los cataqueros

Fenómenos paranormales, inquietan a los cataqueros

286
0

Por: José Manuel Polo Marimon

Comunidad cataquera adelantó peregrinaje de más de 7 kilómetros para orar por la vida y alejar fenómenos paranormales que al parecer son parte de la causa de accidentes en la vía entre Aracataca y Fundación Magdalena.

El reloj marcaba  las 4:30  minutos de la tarde, cuando un importante número de feligreses de Aracataca, comandados por el cura párroco de la Iglesia San José de Aracataca Arnaldo Ferreira, daban inicio al viacrucis, que este carismático líder espiritual programó con el grupo de La ‘Divina Misericordia’, para este caluroso y singular viernes de marzo,  en la tierra que vio nacer al Premio Nobel de Literatura y narrador de historias: Gabriel García Márquez.

¿El escritor que hablaba de fantasía y realidad como si fueran una sola?

Sí, ese mismo renombrado escritor, creador del ‘Realismo Mágico’ y de ‘Macondo’, pieza literaria que ha permitido narrar y construir historias como las que le contaremos a continuación.

La historia.

El misterio es que en la vía que conduce de Aracataca al vecino municipio de Fundación Magdalena suceden hechos paranormales y accidentes de no creer, en el que más de una veintena de habitantes de los municipios Aracataca, El Retén y Fundación han perdido la vida.

Niños, motociclistas, jornaleros de las fincas del sector, entre otro gran número de conductores y transeúntes, han sido las víctimas de esta misteriosa carretera, en la que en cualquier momento sucede algo que por lo general llena de tristeza a estas comunidades, que muchas veces sin medir la peligrosidad de la vía y los acontecimientos misteriosos que a diario se ven en ella, y que como pan caliente, se riegan y se escuchan en el primer café hablado, de las distintas poblaciones que conforman el famoso triangulo, de estas tres localidades, llenas de personajes, cuentos y leyendas que parecen un cuento macondiano más, de los narrados y publicados por el hijo ilustre del Telegráfista de «Macondo», en su obra magna: Cien Años de Soledad.

«No se sabe a ciencia cierta qué es lo que pasa en esta vía, pero aquí se comentan varias historias de que sale una mujer vestida de novia y un hombre sin pies,  que asusta a los transeúntes, los cuales pierden el control y hasta la vida, en este sector que normalmente es muy oscuro. Uno no puede asegurar nada, pero de que hay que creer, hay que creer. Ya más de uno se ha llevado su susto en ‘cataca’ por andar de (perro mocho)  y por transitar a altas horas de la noche por este sector», indicó Vilma Ortiz, asistente al viacrucis.

‘Más de uno por andar de enamorado en Fundación y en Aracataca se ha llevado su susto, los cuentos y las anécdotas solo se riegan en esta comarca a penas amanece el día,  como cuento de pueblo pobre, en el que el chisme, los rumores y el «bembeo» son el pan de cada día’.

«Esta peregrinación que realizamos el día de hoy es muy importante, porque siempre en esta y en todas las fechas suceden eventos desafortunados que no se sabe si es por un simple hecho de accidentalidad común, o si algo misterioso ocurre ocasionando tantas muertes. Unos dicen que sale un hombre negro en la vía, otros comentan que salen unos pavos reales, pero en realidad la cosa en esta vía es muy rara. Lastimosamente muchos no han vivido para echar el cuento y saber qué fue lo que realmente sucedió», indicó Yamal Saker. Habitante de Aracataca.

Que vieron un hombre negro al que no se le veía el rostro, montado en un caballo blanco, es una de las voces que normalmente se comentan en ‘Cataca’, lo cual se ha convertido en un elemento más de la expresión oral del pueblo macondiano, en el que lo fantástico y lo real se entremezclan para formar una especie  de vivencia cotidiana, que por lo general ya muchos no les prestan la debida  atención hasta que  algo inesperado ocurre, porque en la tierra de ‘Gabo’, han adoptado tanto el cuento del Realismo Mágico como suyos, que cualquier cosa puede suceder, por inverosímil que parezca.

«Como pastor recojo el sentimiento de mis fieles, y es que a lo largo de los años, la carretera entre Aracataca y Fundación ha venido presentando un alto indicé de accidentalidad, que muchas veces ha cobrado la vida de muchos de nuestros hijos, fieles, familiares y moradores de la región; el misterio está en que muchas veces los accidentes no tienen una explicación lógica. Es por ello, que hoy hemos venido pidiendo al señor todo poderoso de liberar cualquier atadura que pueda existir en esta carretera. La vida siempre seguirá siendo un misterio, y en lo que a nosotros atañe, es confiar en Dios. Que nos libre, nos santifique y bendiga esta carretera, para que sea una vía de vida, de paz y no de accidentes, ni de muertes», sentenció Arnaldo Ferreira, cura párroco Iglesia San José de Aracataca Magdalena.

Artículo anteriorCiénaga/ Alcaldes de ciudades intermedias quieren asociarse
Siguiente ArticuloRecuperados 77 tramos de vía con el Plan de Reposición de Placas 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí