Por: William Ospino

La Alcaldía Municipal gestionó esta actividad ante la Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca, Aunap.

Con el repoblamiento de 300 mil alevinos de bocachico, en la Ciénaga de Zárate en inmediaciones del corregimiento Cerro Grande, del municipio de Plato, fue llevado a cabo esta actividad que garantizará la seguridad alimentaria a miles de familias que habitan en el complejo cenagoso.

El alcalde de Plato, Jairo Molina de Arco, señaló que el fenómeno del niño originó varios estragos, dejando sin alimentos a la comunidad de pescadores por el bajo caudal que registró la Ciénaga, por tal razón,  con este repoblamiento les está garantizando su alimentación.

Durante el fenómeno del niño, el espejo de agua sufrió un gran deterioro ambiental, debido a que la Ciénaga se secó totalmente, y fueron muchas las especies nativas que murieron por la falta de oxígeno. Ante esta situación, la Administración Municipal a través de la Autoridad Nacional de Acuicultura y Pesca, Aunap, hizo posible la realización del repoblamiento de alevinos.

Al llegar la comitiva encargada de la siembra de alevinos, fue recibida por un gran número de personas del gremio de pescadores, quienes resaltaron la buena labor del Mandatario de los plateños, porque está garantizando la seguridad alimentaria a las familias que se dedican a la pesca.

Los alevinos de bocachico fueron liberados por el Alcalde Local, acompañado el secretario de Gobierno, Álvaro Gil Rodríguez; el funcionario de la Aunap, Guillermo Arrieta; la Policía Nacional; y un grupo de personas nativas de la zona, quienes derivan de la pesca artesanal el sustento de sus hogares.

 “En nombre de nuestro gremio de pescadores queremos agradecer al alcalde Municipal, Jairo Molina de Arco, por preocuparse y demostrarnos que quiere resolver los problemas de las comunidades más vulnerables del municipio. Enhorabuena ha llegado esta ayuda para que estas familias tengan un lugar donde poder ejercer las faenas pesqueras, y de esta manera poder sacar adelante a nuestras familias”, sostuvo un pescador del corregimiento de Cerro Grande.

Finalmente, el alcalde Local, Jairo Molina de Arco, dijo que “hoy más que nunca los habitantes de los corregimientos de Zárate, Cerro Grande, y Buenavista, deben ser vigilantes, para que las personas malintencionadas no fomenten el desorden en el cuerpo de agua, utilizando métodos de pesca que atenten contra este recurso pesquero”.

 

Compártelo...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *