El nuevo gobierno del presidente Iván Duque, ha dado a conocer el proyecto de  lo que será el presupuesto de gastos e inversión para el año de 2019 y de acuerdo a las circunstancias y al manejo del anterior gobierno que ha trascendido en todos los rincones de nuestro país, el estado Colombiano enfrenta una situación bastante comprometedora en el aspecto fiscal, que ha llevado a que el recién llegado gobierno, haya tomado una serie de  medidas que se traducen en la reducción del presupuesto de gastos e inversiones asignado a algunos de los departamentos del país.

Según los expertos el nuevo presupuesto presenta una reducción de 13,6 % en inversión y aumento del 6,4 % en funcionamiento.

Al analizar las cifras del documento, se observa que el sector educación lidera la mayor tajada del ponqué, con una asignación de 38,2 billones de pesos, lo que implica un incremento de 2,1 por ciento en comparación con los recursos que se están ejecutando en estos momentos.

La segunda casilla la vuelve a ocupar defensa y policía, que, si bien tiene un aumento porcentual de más del doble de lo que sube el rubro de educación (5,5 %), en pesos ($ 33,3 billones) no logra acercarse al monto destinado al tema educativo.

¿Pero qué ha sucedido con el Magdalena?, pues lo que no se pensaba, según lo conocido, se presagiaba reducción en el presupuesto asignado al Departamento, en primera instancia, pero no, el Gobierno ha sostenido el presupuesto asignado al departamento para gastos e inversión y que está tasado en 1.2 billones de pesos. Esto quiere decir que en este momento los 5 representantes a la Cámara, Farello, González, Guida, Lozano, Pinedo, junto con los senadores, Henríquez y Castillo, deben olvidarse si les gusta o nó el perfume que utiliza la gobernadora o si les gusta o nó la manera de vestir, para cerrar filas a su lado y en un sólido y monolítico personaje, como es el Departamento del Magdalena, defender este presupuesto y tratar que se refuercen y aumenten  los rubros que aparezcan maltratados y que son de gran significancia para la comunidad del Magdalena.

No estamos refiriéndonos al presupuesto elaborado por el Departamento y aprobado por la Duma Departamental, estamos invitando a los Representantes a la Cámara y a los Senadores a cerrar filas alrededor de la mandataria departamental, pues ya los vecinos del Atlántico se está organizando para presentar sus protestas ante el gobierno nacional, por la reducción en la asignación a la Región Caribe, que al respecto, el gobernador Verano De La Rosa, junto con los gobernadores y congresistas del Caribe, quienes calificaron como de “inaceptable e inequitativa” el recorte presupuestal de $1,7 billones de pesos que sería un golpe letal para la región el próximo año. En comparación con los recursos asignados por el Gobierno Nacional para este 2018, en el que se recibió un total de $8,3 billones, esta región solamente contaría con $7,6 billones para el 2019.

Por esto es buena, muy buena la actitud de la Gobernadora, luchando para que no la desfavorezcan y el Magdalena vea mermados sus recursos para un año que se deben terminar y realizar importantes proyectos y es el momento que nuestros congresistas recompensen a la comunidad magdalenense la confianza que le ha entregado para que defiendan los intereses del Departamento, que así le retribuyen a quienes depositaron sus votos, para que tuviesen la oportunidad de ocupar una curul en la Cámara y Senado.

Compártelo...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *