El presidente del Congreso de Colombia, senador Efraín Cepeda llamó con urgencia la atención del Estado para actuar con prontitud en el rescate de la Ciénaga Grande de Santa Marta de la que advirtió, ´estamos asistiendo a su deterioro acelerado sin tomar las acciones necesarias y oportunas que permitan su rescate´.

Para el legislador conservador es supremamente urgente crear un Comité Interinstitucional, con una gerencia sólida y fuerte, para implementar acciones que salven la Ciénaga Grande de Santa Marta

De igual manera planteó el presidente del Senado, Efraín Cepeda, que se hace indispensable buscar una ruta que lleve a solucionar la problemática del espejo de agua en esa región del país, Cepeda señaló que los intercambiadores de agua dulce y salada, están taponados y no se vislumbra ninguna acción concreta.

El congresista reiteró que se requiere destaponar los intercambiadores de agua dulce y agua salada, para que haya ese flujo que preserve la flora y la fauna, que no se continúe echando residuos a la Ciénaga, agregó que las fuentes hídricas tanto del Río Magdalena como todos los ríos que bajan de la Sierra Nevada, deben tener su curso natural sin que nadie los desvié de manera ilegal.

La desarticulación institucional es uno de los grandes inconvenientes para solucionar la problemática de la ciénaga.

“Esto es un verdadero crimen ecológico. A diarios se comenten desviando ríos y corrientes de agua. Que les caiga el peso de la ley y judicialicen a quienes construyen los diques de manera ilegal, porque éstos impiden el ingreso de agua dulce a la ciénaga”, indicó el senador Cepeda.

De manera preocupada expresó que casi 5.000 hectáreas del bosque de mangle vienen muriendo de forma acelerada, ya que el Río Aracataca, no está llegando a la fuente hídrica.

“Estas aguas se quedan en el camino, en el sector agropecuario, en concesiones y muchos temas ilegales. Se requiere de acciones donde se note el impacto real de lo que se invierte”, precisó.

También habló del empobrecimiento de la población, debido a la reducción de la actividad pesquera, la cual pasó de 27.000 toneladas a unas 4.000 toneladas.

El senador Cepeda anotó que la desarticulación institucional es uno de los grandes inconvenientes para solucionar la problemática de la ciénaga.

Para el legislador conservador, “se requiere de una verdadera articulación para poder avanzar en esta crisis ambiental. Se debe escuchar a la población quien viene padeciendo desde hacen más de 40 años”.

El senador Cepeda solicitó un acompañamiento de las veedurías para emprender las acciones necearías, que el comité interinstitucional priorice los trabajos e inicie la recuperación de la ciénaga de manera inmediata.

“Desde el Congreso nos corresponde hacer gestiones concretas, para gestionar los recursos necesarios, para atender a los 300.000 pobladores de la Ciénaga Grande de Santa Marta y recuperar ese recurso hídrico del país”, sostuvo el senador Cepeda.

SANCIONES POR LOS DAÑOS AMBIENTALES

La bancada del partido Conservador en el Senado, en cabeza del presidente de este órgano legislativo, Efraín Cepeda Sarabia, radicó Proyecto de Ley que establece principios rectores para prevenir, controlar los factores de deterioro ambiental y fortalecer normas sancionatorias en esta materia.

Dentro de los principios comprendidos, se encuentra la responsabilidad objetiva, subsidiaria e integral de los causantes del daño ambiental; así como también actualiza las sanciones administrativas a los infractores de las normas y ordena al gobierno, la elaboración de una política integral para mejorar el cumplimiento de las normas.

Al respecto, el presidente del Senado expresó: “recogimos decretos y leyes dispersos para garantizar que quien contamina, paga; quien daña, repara. Necesitamos garantizar el desarrollo de nuestro país, un desarrollo sostenible y responsable para el futuro de nuestro hijos y nietos”.

El senador Efraín Cepeda también explicó que contempla multas diarias hasta por 5 mil salarios mínimos mensuales legales vigentes, a quienes causen daño al ambiente, a los ecosistemas y recursos naturales. Estos ingresos serían destinados a financiar programas y proyectos de control y seguimiento ambiental.

 “El cierre temporal o definitivo de proyecto, así como la revocatoria de la licencia o permiso, la demolición de la obra y el decomiso definitivo de los especímenes de especies silvestres, que fueren de propiedad particular; son algunas de las sanciones que contempla esta iniciativa”, sostuvo el senador.

Esta iniciativa de origen congresional, presentada por los 18 senadores de la colectividad Conservadora, consta de 89 artículos.

Compártelo...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *